Después de muchos años vuelvo al Black Ops, esta nueva entrega ambientada en una era no futurista se ve bastante prometedora, y tras lo bien que la pasé en el Modern Warfare de 2019, mis expectativas están a tope. Cold War es una secuela directa de Black Ops 1, esto nos lleva a La Guerra fría en la década de los 1980, y nuestro objetivo es evitar que se lleven a cabo ciertos ataques terroristas -esto en la modalidad de Campaña.

Junto con el modo Campaña vienen otras formas de diversión en el shooter de Treyarch, el Multijugador Online es y será siempre el modo más jugado, probablemente la gran mayoría de jugadores ni si quiera prueben la historia para brincar de una vez a la vertiente en línea. Zombies es otra variante multijugador donde hasta cuatro personas entran a una zona donde un experimento fallido dio como resultado muertos vivientes que quieren comer carne, allí, entramos a intentar sobrevivir oleadas de enemigos hasta que finalmente somos rescatados.

Call of Duty: Black Ops Cold War

La Campaña

Encarnamos al agente especial Bell, entrando en acción junto a nuestro viejos amigos Mason y Woods, también entra en escena Adler. El argumento de la trama es bastante cliché, su misión es dar con ‘Perseo’, el atroz villano que busca hacer arder el mundo a punta de terror usando sus misiles nucleares.

Es fácil sentir que la esencia de la trama es algo genérica, pero así han sido todos los Call of Duty, lo bonito es que en esta aventura los personajes resultan bastante creíbles cuando estamos en alguna escena cinemática o en las conversaciones que escuchamos al estar en acción. La misión de corte ‘flashback’ de Vietnam llamada Fractured Jaw es por mucho mi preferida del juego debido a cómo Treyarch usa pruebas del pasado para hacer vínculos con el objetivo actual de nuestra asignación militar, incluso, el mismo Director Creativo Senior de Cold War comentó en algún momento: «Es, sin duda, la misión más singular que hemos realizado«, si bien ningún panadero diría que su pancito sabe feo, puedo dar fe de que esta en particular es fantástica.

La jugabilidad no cambia mucho de entrega a entrega, en el juego principal vamos completando misiones una a una, corriendo de un lugar a otro disparando a cualquier enemigo en la mira, haciendo uso de una variedad muy aceptable de armamento. Aunque en Cold War nos refrescan un poquito lo jugable con partes que requieren el uso de sigilo, podremos hasta manejar tanques. Algo nuevo y bastante lindo es que una vez finalicemos una misión, tendremos nuevas evidencia contra Perseo, una vez estas evidencias son estudiadas, tendremos disponibles misiones secundarias para completar, esto es un excelente agregado porque en la vida real un agente especial también haría este tipo de análisis de pistas para poder dar con el paradero de un objetivo.

Call of Duty: Black Ops Cold War

Un punto muy alto, y que me encantó son las escenas cinemáticas, son momentos de acción, o conversaciones muy bien actuadas con un gran detalle visual en su estilo retro emulando una atmósfera súper estilizada con un fantástico trabajo en el sonido también. El diseño en las visuales, lo bien hechos que están los personajes y la actuación de voz son un nivel altísimo. Ah, y esperen experimentar el bullet time y la cámara lenta, unas delicias visuales.

Se agregaron a los diálogos la posibilidad de que el jugador pueda formar parte de estos, en algunas partes podremos elegir qué respuesta dar ante una situación en particular, esto elimina lo rígida que se pueda sentir de alguna manera alguna conversación con respuestas típicas que se sienten repetitivas. Este tipo de libertad para expresarnos se limita a conversaciones en la casa segura del equipo, o en algún interludio donde se recibe información o al analizar pruebas, pero es un bonito inicio a una práctica que siempre es bienvenida para dar novedad y frescura, con esto se aumenta la sensación de rejugabilidad puesto que -por si no lo sabían, el juego tiene varios finales (la campaña dura unas 5-7 horas).

En general, la campaña de Call Of Duty Black Ops Cold War me gustó muchísimo, las historia, la dinámica rápida en los enfrentamientos y la forma en que se desenvuelve cada misión con momentos que no esperamos. Esta es una de las mejores campañas en un Call of Duty, me agrada ver que sigue subiendo la calidad del juego, con su propio estilo, tomando el tema de la Guerra Fría como enganche para conformar un bonito argumento de operaciones especiales.

Call of Duty Black Ops Cold War

Multijugador Online

En este apartado la fórmula cambia poco, pero aquello que hacen diferente lo hacen bien. A grandes rasgos, el multijugador pone a dos equipos a luchar por conseguir eliminar a los contrarios, a obtener control de un objetivo o zona del mapa, o conseguir medallas que dejan caer soldados contrarios muertos -por hablar de unos cuantos modos de juego, al final, el equipo con más puntos gana. Otros modos como el VIP, o Bomba Sucia entran en Cold War, más adelante los comentamos.

Los elementos ya conocidos como crear nuestra propia clase siguen presentes, agregar accesorios a nuestras armas, elegir ventajas, rachas, etc. Un detalle fenomenal es poder ver las estadísticas de cada arma según le ponemos o quitamos accesorios, ¡me encanta!, podemos ver claramente los porcentajes en los datos de los rifles o pistolas cómo afecta cada uno de los agregados, por lo que no vamos tener certeza completa de lo que cambia cada vez que añadimos algún objeto.

Uno de los modos de juego estreno es Combined Arms, que viene a ser una suerte de spin-off 12v12 de Domination, aquí, los equipos capturan varios objetivos en mapas bastante más grandes y tienen la posibilidad de hacer uso de vehículos que van desde autos, tanques, hasta navíos tipo cañoneras que además de hacer gran daño nos permiten traslados rápidos alrededor de los niveles.

Call of Duty: Black Ops Cold War

Uno de los cambios más interesantes que muchos verán con buenos ojos es el tema de los killstreaks. Las rachas ya no se miden en relación a nuestra cantidad de bajas en la partida, sino que van de la mano de la puntuación y no se reinician al morir. Esto abre mucho la posibilidad para que aquellos que suelen jugar los objetivos reales en lugar de buscar matar a los contrarios, tengan el chance de obtener los añorados premios de rachas.

Bomba Sucia bomba sucia se estrena en Cold War, con 10 equipos de cuatro miembros cada uno luchando por conseguir uranio para llenar bombas y hacerlas estallar. El uranio se consigue en cajas de loot como las que encontramos en Warzone, y lo tiran los soldados muertos. Lograr detonar las bombas genera puntos y el primer equipo en llegar a la puntuación objetivo será el ganador.

El otro modo de juego que llega a Black Ops Cold War es Escolta VIP, en rondas rotativas, un equipo ataca mientras el otro toma el rol de defensor o escolta del personaje VIP (es un miembro de cada equipo al azar). En la partida solo se tiene una vida -como si fuera Search & Destroy, por lo que un enfoque más estratégico con comunicación sería la mejor forma de afrontar el encuentro, este modo me gusta, aunque no siempre topamos con personas dispuestas a trabajar en equipo.

Como pensamiento final del multijugador en línea, opino que es un excelente juego, a pesar un ligero cambio en el gun play, la experiencia es bastante satisfactoria, tengo mis quejas con la asistencia de apuntado para los jugadores de consola, pues me parece altísimo el nivel de ayuda que reciben, nunca fallan un solo tiro, y eso deja en desventaja a los que jugamos en PC, pero para eso es posible desactivar el crossplay, entonces es posible jugar únicamente con jugadores de mi propia plataforma. Por lo demás, Call of Duty: Black Ops Cold War es una experiencia multijugador casi tan buena como la que hallamos en el Call of Duty Modern Warfare de 2019.

Call of Duty: Black Ops Cold War

Modo Zombies

Uno de los modos de juego más queridos es el de Zombies, muchos tenemos esa fascinación por eliminar muertos vivientes en como si el mañana no fuera a llegar, y en Cold War tenemos la oportunidad de hacerlo en partidas cooperativas con hasta tres jugadores más. Juntos, como un equipo han de luchar por sobrevivir frente a oleadas de infectados con ganas de comer cerebros. Lo mejor es que son partidas bastante duras, vamos a pasarla mal pero bien al mismo tiempo, es divertido, pero nos pondrá los pelos de punta si nos vemos atrapados entre muchos enemigos, Zombies es casi perfecto.

En Black Ops Cold War conoceremos esta modalidad con el nombre de Into the Aether, que tendrá varios mapas en el futuro a los que podremos acceder en el futuro (aunque de momento solo hay uno), y lo mejor es que Activision ha tomado la decisión de no cobrar por los nuevos niveles en futuro.

Cuando a una partida, veremos una cinemática estilo flashback de la Segunda Guerra Mundial, cuando los soldados rusos descubren un búnker nazi radiactivo, en este lugar dan con un terrible experimento que salió sumamente mal; conocido como Projekt Endstation. Para la mala fortuna de los aventureros rusos, los zombies los atacan y escapan del bunker. Posteriormente, un grupo de fuerzas especiales deben llegar a asegurar la zona y deshacerse de la amenaza.

Call of Duty: Black Ops Cold War

Este año, Black Ops permite que usemos las armas o equipamientos del modo multijugador en línea, al igual que con Warzone, si subimos de nivel un rifle mientras luchamos contra los muertos vivos, también lo hará en general en el juego. A veces se pone tan complicado que el mismo juego nos permite -tras alcanzar la décima ronda, hacer una extracción cada cinco olas y poder salir victoriosos de la partida, para ellos, solicitamos que un helicóptero nos recoja, pero mientras este desciende, deberemos enfrentarnos a una oleada final mientras defendemos la zona de aterrizaje.

También tenemos otra forma de jugar dentro de esta vertiente, la cual se llama Onslaught, aquí entramos en alguno de los mapas a multijugador, en una zona pequeña específica del mapa, en la que hay como una esfera que se mueve por el nivel mientras que tenemos que asegurar dicha área y eliminar a los enemigos que lleguen a por nosotros en ese lugar.

Call of Duty: Black Ops Cold War Zombis – Un nuevo comienzo
Call of Duty: Black Ops Cold War

Conclusión

Para mí no hay duda que Call of Duty: Black Ops Cold War es un juegazo, tras muchos años de espera (desde BO1) por fin tengo el Black Ops que esperaba, en una época no futurista, con una historia interesante, rejugabilidad en la campaña, sonido inmaculado, y acción a más no poder con una dosis justa de eventos de sigilo.

Actualmente su multijugador no está a la altura del Modern Warfare del año pasado, carece de ese dinamismo y velocidad que nos tiene acostumbrados, y aunque no deberíamos comparar dos sagas distintas, sé que conforme reciba actualizaciones, se le añadan mapas o modos de juego, será un producto todavía más robusto, y por supuesto que, con la modalidad de Zombies todo se redondea de gran manera logrando ser un juego con opciones jugables para todos: los amantes del modo historia con una campaña bien hecha, multijugador en línea, y matanza de zombies ¿Qué más se puede pedir? Me gusta mucho Cold War, recomendadísimo, imprescindible.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here