Ben Affleck es alcohólico. De hecho, su adicción lo ha obligado a internarse ya varias veces en centros de rehabilitación en el pasado, y en los últimos días el actor debió volver a ingresar a una clínica luego de que se le fotografiara recibiendo cajas de cerveza y otros licores.

Entonces, su ex esposa y la madre de sus hijos, la también actriz Jennifer Gardner (Elektra), lo obligó a ir de nuevo a rehabilitación por el bien de su familia. El problema es que el hecho de que una persona alcohólica recaiga en su vicio y regrese a internamiento sube los costos de los seguros requeridos para producir un filme a sumas exhorbitantes.

Por ejemplo, expertos en el tema aseguran que si Warner fuera a contratar a Affleck a su salida de esta clínica para filmar Justice League, deberían apartar al menos una cantidad igual a la mitad del presupuesto entero de la película como deducible para los patrocinadores y financiadores. Esto significa que la inversión necesaria para llevar a cabo el proyecto pasaría de de 300 millones de dólares a 450 millones de dólares.

Ben Affleck siendo llevado a rehabilitación por su ex esposa.

Las razones de dicho aumento se deben a las estrictas normas que existen en Hollywood para que los inversionistas de un filme no pierdan su dinero, incluso cuando una producción fracase por motivos de fuerza mayor. De acuerdo con los estándares legales, el riesgo de fracaso de una película aumenta cuantiosamente luego de que uno de sus protagonistas deba ser internado en rehabilitación, así que por eso se exige tanto dinero de deducible.

En consecuencia, lo que se especula entre los medios especializados es que, lo más seguro,  Warner vaya a decidir cambiar a Ben Affleck definitivamente. El DCEU al fin del día no está en la mejor posición para arriesgarse a perder 150 millones o más de dólares porque uno de sus actores comience a tomar y termine en el hospital, o en algún estado incluso peor a medio rodaje.

Por lo tanto puede que efectivamente, luego de tantos rumores y especulación, Batfleck sea cosa del pasado…, pero no por decisión del actor ni del estudio, sino por el alcoholismo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here